TELS: 442 6889133 y 442 2288879

Cómo funciona una prueba de COVID casera y cuándo usarla

Noticia17

Los funcionarios de salud están enfatizando cada vez más la importancia de las pruebas rápidas en el hogar como una manera de ayudar a frenar la propagación de la COVID-19, especialmente con la variante delta, que está impulsando nuevos casos, y ómicron, que ha surgido como una amenaza potencial.

Estas pruebas de venta libre, que aparecieron por primera vez en las farmacias en la primavera del 2021, requieren un hisopado rápido de la nariz y proporcionan resultados en unos 15 minutos. Y pronto su precio podría bajar de alrededor de $20 por caja a cero, a medida que el Gobierno federal (en inglés) ordene a los centros de salud a ofrecerlos gratis, y que las compañías de seguro reembolsen el costo de los kits que se hayan comprado.

¿Qué tan confiables son estas pruebas? ¿Y cuándo deberías considerar tomar una? Los principales expertos responden preguntas comunes y ofrecen consejos útiles para hacer una prueba de COVID en casa.

¿Cómo funcionan las pruebas rápidas en el hogar?

Al igual que muchas pruebas de COVID administradas en consultorios médicos y centros de pruebas, una versión en casa puede determinar si estás infectado con el coronavirus, por medio de una muestra tomada de la nariz. Estas pruebas, llamadas pruebas de antígenos, funcionan al buscar la presencia de proteínas específicas asociadas con el coronavirus. Si se detectan, un resultado positivo aparece en una tira reactiva en cuestión de minutos, como una prueba casera de embarazo.

“Y eso es útil porque te permite tomar decisiones individualizadas sobre cuán alejado debes mantenerte de otras personas, qué atención médica recibir y cómo detener los ciclos de transmisión con tu comportamiento”, explicó en una conferencia informativa reciente el Dr. Cameron Wolfe, especialista en Enfermedades Infecciosas de Duke Health y profesor adjunto de la Facultad de Medicina de Duke University.

¿Cuándo deberías hacerte una prueba en casa?

Incluso si estás completamente vacunado, tiene sentido hacerte una prueba en casa si tienes síntomas de COVID-19 o has estado expuesto a la enfermedad, dicen los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC). También se recomienda que te hagas un hisopado antes de reunirte en el interior con otras personas, ya sea para cenar con un pequeño grupo de amigos, una reunión festiva con la familia o un evento grande, como un concierto.

“La manera en que recomendaría usar pruebas rápidas de antígenos es realmente como un método de detección”, informó a los periodistas el 7 de diciembre Stephen Kissler, investigador del Departamento de Inmunología y Enfermedades Infecciosas de la Facultad de Salud Pública T.H. Chan de Harvard.

Puedes tener que esperar varios días para obtener los resultados de las pruebas estándar PCR (de reacción en cadena de la polimerasa) que se administran en muchos consultorios médicos y centros de pruebas. “Y para cuando recibes los resultados, a menudo estos ya no son muy significativos”, dice Kissler, porque es posible que te hayas infectado durante el período de espera.

Sin embargo, una prueba rápida realizada desde la conveniencia del hogar proporciona “resultados inmediatos y prácticos”, dice Gigi Gronvall, académica sénior del Johns Hopkins Center for Health Security y profesora adjunta de la Facultad de Salud Pública Bloomberg de Johns Hopkins. “Si tu resultado es positivo, no te acerques a otras personas, porque tienes virus infeccioso en la nariz. Por lo tanto, es una buena herramienta de salud pública para asegurar que las personas que son potencialmente contagiosas mantengan su distancia”.

La clave es hacerte la prueba lo más cerca posible de tus planes; intenta hacerlo el mismo día, explicó Matthew Binnicker, director de virología clínica de Mayo Clinic, en una conferencia informativa reciente. “Eso te dará la mejor información [sobre] si alguien tiene altas cantidades del virus en su sistema en ese momento”.

Los tipos de pruebas de COVID-19

Prueba PCR: un tipo de prueba molecular que busca una infección activa por coronavirus al detectar material genético del virus. Por lo general, una muestra se obtiene con un hisopado de nariz, aunque un hisopado de garganta o una muestra de saliva también son útiles. Puedes hacerte estas pruebas en el consultorio del médico o en un centro de pruebas. Debido a que estas pruebas se analizan en un laboratorio, puede que lleve un día o más recibir los resultados. Estas pruebas se consideran las más precisas disponibles.

Prueba rápida: también conocida como prueba de antígenos, este tipo de prueba busca trozos de proteína del coronavirus, por lo general mediante un hisopado nasal. Las pruebas rápidas —que se pueden administrar en el consultorio de un médico, en una farmacia o en el hogar— ofrecen resultados mucho más rápidos (unos 15 minutos) que las pruebas PCR, ya que no es necesario analizarlas en un laboratorio. Las pruebas se consideran precisas cuando hay una gran cantidad de virus en el cuerpo, pero pueden pasar por alto una infección temprana.

Prueba de anticuerpos: este tipo de prueba puede ayudar a determinar si ya has tenido COVID-19; no identifica una infección actual. Con una muestra de sangre, la prueba busca anticuerpos producidos por el sistema inmunitario para combatir una infección. ¿Estás completamente vacunado? Debes saber que la vacuna contra la COVID-19 puede causar un resultado positivo en la prueba de anticuerpos para algunas pruebas de anticuerpos, pero no todas, dice la FDA. 

Fuente: Yale Medicine/FDA

Texto: https://www.aarp.org/espanol/salud/enfermedades-y-tratamientos/info-2021/como-usar-pruebas-caseras-covid.html

Translate » Traducir
Moneda / Currency
Abrir chat